Adsorción de metales pesados con Moringa Oleifera

Formato Documento Electrónico(ABNT)

MARTIN, C et al . Potenciales aplicaciones de Moringa oleifera. Una revisión crítica.Pastos y Forrajes,  Matanzas ,  v. 36, n. 2, p. 137-149,  jun.  2013 .   Disponible en <http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0864-03942013000200001&lng=es&nrm=iso>. accedido en  27  jul.  2019.

Adsorción de metales pesados

Durante la última década, el uso de biosorbentes ha ganado aceptación para la adsorción de metales pesados, cuya toxicidad hacia el organismo humano es ampliamente reconocida. La creciente popularidad de los biosorbentes se debe a que las tecnologías usadas actualmente para la remoción de metales tóxicos no son efectivas ni económicas (Reddy et al., 2011). Ellos pueden ser preparados a partir de residuos agrícolas y agroindustriales, los cuales presentan una alta capacidad adsortiva debido a la presencia de grupos funcionales polares que forman complejos de coordinación con los iones metálicos en disolución. Además de su bajo costo, los biosorbentes presentan otras ventajas como su alta eficiencia, poca generación de lodos, alto nivel de regeneración y la posibilidad de recuperar el metal.

Recientemente se descubrió que tanto las semillas como la corteza de moringa pueden ser utilizadas para la adsorción de metales pesados como el cadmio, el plomo y el níquel (Reddy et al., 2011). Teniendo en cuenta los altos costos de las principales técnicas utilizadas para la remoción de metales tóxicos, los autores del presente trabajo consideran que el descubrimiento de la capacidad adsortiva de esta especie tiene gran importancia para los países subdesarrollados. Adicionalmente, la corteza de M. oleifera permite un alto grado de recuperación de los metales adsorbidos, llegando a la desorción del 98 % del níquel adsorbido de soluciones acuosas (Reddy et al., 2011).

La efectividad del polvo de corteza de moringa para ser utilizado como biosorbente en varios ciclos de adsorción/desorción fue confirmada en un estudio cinético de la adsorción y una rigurosa caracterización físico-química, utilizando microscopía electrónica, espectroscopía infrarroja, difusión de rayos X y análisis elemental. También se demostró la efectividad del material para la remoción de plomo, aun en presencia de otros cationes metálicos, como Na+, K+, Ca2+ y Mg2+ (Reddy et al., 2011).